stressoil

stressoil reduce la caída de hojas cuando se realizan aplicaciones de aceites minerales en momentos de altas temperaturas.

stressoil ayuda a que la actividad metabólica de la planta no descienda en los momentos claves que determinan la calidad final del fruto y de la producción. 

Es conveniente que a temperaturas altas, superiores a 30º C, se deba suspender el tratamiento de aceites minerales, sin embargo, en los meses de verano y en los momentos de aplicación, esta condición es difícil conseguirla. Los aceites minerales crean una película grasosa en la superficie vegetal, impidiendo que ésta transpire. Esta acción en combinación con altas temperaturas, hace que tenga lugar un aumento de la tensión de vapor originando la producción de radicales libres altamente reactivos que producen daños irreversibles a nivel celular (ostiolos de los estomas) provocando las consecuentes quemaduras, resecados, defoliaciones, etc. 

modo de acción

modo de acción

Los dos factores esenciales para que se inicie la oxidación de los aceites minerales son la presencia de oxigeno y el incremento de la temperatura.

 

Los radicales libres son especies químicas altamente reactivas, por lo que interaccionan rápidamente con las sustancias que tienen a su alrededor, degradándolas. Fruto de esta degradación son las quemaduras de los tejidos que observamos (necrosis celular). 

 

Los antioxidantes son sustancias capaces de neutralizar la acción de los radicales libres. Por eso es muy conveniente aplicar el stressoil junto con los aceites minerales para evitar desde el principio la acción oxidativa y destructiva de estos radicales libres.

Por su formulación especial, stressoil ejerce una acción de protección sobre los ácidos grasos del aceite frente a la oxidación del oxígeno atmosférico y de las altas temperaturas 

otros beneficios

otros beneficios

Es bien conocido que la aplicación de los aceites minerales tienen una acción contraria al crecimiento del fruto, ya que puede paralizar temporalmente su desarrollo llegando a estresarlo (acumulación de iones sodio Na+).

Es por esto que las aplicaciones de stressoil ayudan al fruto a no detener su crecimiento, tanto por la acción de los antiestresantes que incorpora como a la del potasio, que optimiza el funcionamiento de la bomba Na+/K+ que juega un papel muy importante en el mantenimiento del volumen y turgencia celular, atenuando el estrés sobre el fruto.